Piden que el Estado provincial cese en la violencia institucional contra las mujeres

30 mayo, 2017

Commentario

Géneros

Mientras legisladores entregaban una distinción a las Abuelas de Plaza de Mayo por su labor, un grupo de mujeres reclamó la adhesión a la ley Salud Sexual y Procreación Responsable. Junto a una presentación conjunta en el Poder Ejecutivo y Legislativo fue la primera acción impulsada el Foro Tucumano por la Salud Sexual y Reproductiva, integrado por diversas organizaciones del ámbito local.
En el marco del día de Acción Global por la Salud de las Mujeres organizaciones feministas, políticas y sociales realizaron una presentación al Presidente de la Legislatura de Tucumán, Osvaldo Jaldo, para reiterar el pedido de adhesión a la Ley nacional Nº 25.673 de creación del Programa de Salud Sexual y Procreación Responsable.

Tucumán es la única provincia en todo el país que no cuenta con este marco normativo y tiene una mora de 14 años en la adhesión provincial. Esta norma apunta a tres ejes precisos: provisión gratuita de información y métodos anticonceptivos para toda la población, campañas públicas de difusión sobre los derechos sexuales y reproductivos, y capacitación a efectores de salud.

“No legislar es una forma de vaciar de contenido las políticas públicas y de violar los derechos humanos de la población, en especial, derechos humanos de niñas, adolescentes y mujeres tucumanas” plantea la presentación realizada por el Foro Tucumano por la salud sexual y reproductiva.

Durante el acto de entrega de las primeras medallas al mérito Bernardo de Monteagudo a Estela de Carlotto (presidenta de Abuelas), Delia Giovanola (vocal de Abuelas) y Humberto Rava (ex secretario de Derechos Humanos de la Provincia), un grupo de mujeres levantó carteles para reclamar a legisladores y funcionarios presentes que el Estado tucumano respete la salud sexual y reproductiva como un derecho humano.

El acto estuvo encabezado por el titular subrogante de la Legislatura, el oficialista Julio Silman, la legisladora peronista Silvia Rojkés y el radical Fernando Valdez. También estuvieron funcionarios del gobierno como la Secretaría de Derechos Humanos Erika Brunotto, a la cual también fue dirigido el pedido de que “arbitre los medios necesarios para que el Poder Legislativo cese en su violencia Institucional y de tratamiento a la adhesión a la ley Nº 25.673”.

Los Derechos Sexuales y Reproductivos fueron reconocidos como derechos humanos desde la Conferencia Mundial Sobre la Mujer de naciones Unidas en Beijing (1995), en su Plataforma de Acción donde se afirma que los “Derechos Humanos de las Mujeres incluyen su derecho a ejercer el control y decidir libre y responsablemente sobre las cuestiones relativas a su sexualidad, incluida su salud sexual y reproductiva, libre de coerción, discriminación y violencia” así lo remarcaron las organizaciones firmantes.

Las organizaciones Mujeres por Mujeres, Católicas por el Derecho a Decidir, Frente de Trabajadores por la Justicia, ANDHES , Plenario de Trabajadoras, CLADEM, Ni Una Menos Tucumán, La Casa de las Mujeres norma Nassif, Mala Junta – Patria Grande, Juntas y a la Izquierda – MST. La Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito, Pan y Rosas, Cruzadas, La Poderosa, APDH – Tucumán, CETRANS, Acción Respeto, Espacio de Mujeres del Frente Popular Darío Santillán, Frente popular Darío Santillán – Corriente Nacional integran el Foro Tucumano por la Salud Sexual y Reproductiva. Desde este espacio se entiende que la falta de métodos anticonceptivos en los centros asistenciales, la falta de una educación sexual integral y los casos de violencia contra la libertad reproductiva en hospitales son flagelos que va en aumento.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Agencia de Prensa Alternativa - 2017-